Los probióticos se relacionan con la salud dental, la reducción del estrés y mucho más

Los occidentales vivimos más que nunca. Sin embargo, también vivimos más enfermos. Muchas personas luchan contra enfermedades crónicas y trastornos que afectan a su vida cotidiana de diversas maneras. Por desgracia, nuestros años dorados suelen transcurrir en hospitales y consultas médicas. Los investigadores creen ahora que mantener un equilibrio saludable de la flora intestinal (las bacterias del tracto digestivo) puede ser clave para mejorar la salud general a lo largo de nuestra vida.

El microbioma intestinal y la salud

Los microorganismos que viven en el tracto gastrointestinal y en otras partes del cuerpo se conocen colectivamente como microbioma. Hace tiempo que sabemos que el microbioma es una parte importante de la salud. Por ejemplo, no podemos absorber la vitamina K sin la ayuda de ciertas bacterias beneficiosas que residen en nuestro tracto digestivo. Sin embargo, los científicos saben ahora que los efectos del microbioma sobre la salud van mucho más allá de la digestión y la absorción. De hecho, cada vez más investigaciones indican que mantener equilibrada la flora natural con probióticos (suplementos que ayudan a reponer las bacterias “buenas” del tracto digestivo) puede ser más importante que tomar una vitamina diaria.

¿Cómo pueden afectar los probióticos a la salud? A veces nuestro microbioma, como cualquier ecosistema, puede desequilibrarse. Como consecuencia del estrés, la dieta y otros factores externos, podemos acabar teniendo demasiadas bacterias de un determinado tipo o muy pocas de otro. Mantener el equilibrio adecuado es importante, y los probióticos están pensados para favorecerlo.

Beneficios conocidos de los probióticos para la salud

Probiotics Linked to Dental Health, Stress Reduction and More 1Varios estudios recientes han demostrado que los probióticos favorecen la salud. Por ejemplo, las caries dentales se han relacionado con un desequilibrio bacteriano en la boca y la faringe. Las investigaciones demuestran que tomar un probiótico que contenga una bacteria menos destructiva llamada estreptococo A12 puede desplazar a las bacterias que causan las biopelículas de placa que son destructivas para los dientes.

El síndrome metabólico es común en el mundo moderno, y tanto investigadores como médicos están desesperados por encontrar un tratamiento eficaz. Una nueva investigación sugiere que este síndrome, que incluye diversos trastornos, desde la diabetes tipo 2 al síndrome de ovario poliquístico, también puede estar relacionado con la salud intestinal. Se ha descubierto que los ratones que padecen la alteración hormonal subyacente al SOP presentan cambios en su microbioma, incluida una menor diversidad genética en sus bacterias intestinales. Tomar un suplemento probiótico puede ayudar a muchas personas con síndrome metabólico a llevar una vida más sana.

La inflamación y la salud intestinal

¿Cómo pueden los probióticos afectar a la salud de formas tan diversas? El jurado aún no se ha pronunciado, pero la inflamación parece ser parte de la respuesta. Según un estudio reciente, los ratones a los que se administraron probióticos no perdieron tanta densidad ósea después de la menopausia. Los investigadores sugieren que mantener el equilibrio correcto de bacterias intestinales puede reducir la inflamación sistémica que contribuye a la pérdida ósea, que es un problema de salud común en las mujeres posmenopáusicas.

Probiotics Linked to Dental Health, Stress Reduction and MoreLa vida moderna tiende a ser estresante, lo que instiga la liberación de cortisol y otras hormonas del estrés que pueden provocar inflamación. El vínculo entre la inflamación y nuestro microbioma puede ser parte de la explicación de los numerosos beneficios saludables de los probióticos. En un estudio, cuando a los estudiantes de medicina se les administraron probióticos antes de un examen, presentaron niveles más bajos de cortisol salival y manifestaron menos ansiedad. Los beneficios de los probióticos podrían probarse pronto en mujeres astronautas, que sufren una cantidad desproporcionada de infecciones graves durante su estancia en el espacio y efectos negativos para la salud una vez de vuelta en la Tierra. Los investigadores creen que la atmósfera estéril del espacio puede ser parte del problema, ya que los niveles de bacterias saludables en el cuerpo empiezan a descender y las bacterias inflamatorias patógenas toman el control.

El ritmo circadiano y la flora natural

Otra forma en que la flora intestinal puede estar afectando a la salud es a través del efecto del microbioma sobre el ritmo circadiano. Los ratones que presentan una mutación en determinados genes circadianos muestran una mayor inflamación en el tracto gastrointestinal, una mayor permeabilidad intestinal a sustancias nocivas y un peor estado general de salud. También presentan un equilibrio bacteriano diferente al de los ratones sin la mutación, lo que sugiere que el ritmo circadiano interviene de algún modo en el equilibrio de la microflora. La presencia de bacterias buenas en un equilibrio saludable está relacionada tanto con un ritmo circadiano sano como con un menor riesgo de padecer diversas enfermedades comunes.

La investigación médica está identificando nuevos vínculos entre el intestino, el cerebro y nuestro bienestar general. Parece que el cuerpo humano evolucionó para vivir en simbiosis con diversos microorganismos. Mantener este equilibrio saludable mediante la ingesta de probióticos es una forma importante de mantener una buena salud.

Leave a Comment